Regularizarán y urbanizarán más de 100 asentamientos precarios en Rosario

16 abril 2018 / 7:30

El gobierno nacional promueve una ambiciosa iniciativa de transformación urbanística que tendrá un impacto muy importante en la provincia de Santa Fe, y aseguran que ese efecto renovador y de rehabilitación se verificará con claridad en la ciudad de Rosario. Bajo directivas de la gestión que encabeza Mauricio Macri, sus representantes políticos presentaron un proyecto de ley para regularizar la situación de asentamientos y avanzar con programas integrales de hábitat, que entienden que beneficiarán a más de tres millones de argentinos.

El diputado de Cambiemos, Federico Angelini, aseguró que esta acción persigue el objetivo de brindar soluciones habitacionales y urbanísticas a más de 4.200 barrios precarios del territorio nacional, y afirmó que la provincia de Santa Fe será la segunda en la que se intervendrá más cantidad de barrios con déficit de infraestructura.
“Con estas medidas se regularizarán y urbanizarán más de 100 asentamientos en Rosario”, destacó de manera enfática el legislador.

De acuerdo al Registro Nacional de Barrios Populares (Renabap), que fue creado por el decreto 358/2017 del presidente de la República, en la provincia de Buenos Aires se identificaron 1.656 asentamientos que serán intervenidos, seguida de Santa Fe con 333, que serán abordados con esta modalidad.

Según apuntaron los responsables de la iniciativa, el proyecto incluye en Rosario barrios como Villa Banana, Tiro Suizo, Puente Gallego, Bella Vista, Villa Fanta, La Granada, Cristalería, Industrial, La Bombacha, La Lagunita, Tío Rolo, Barrio Quinta, Las Flores Sur, Vía Honda, Triángulo, Itatí, La Guardia, Triángulo, La Palmera, Nuevo Alberdi Oeste, Mangrullo, Empalme Graneros, San Francisquito, Villa Oculta y Ludueña.

Los datos que componen el Registro surgieron de un amplio relevamiento, desarrollado de manera integral e interdisciplinaria y en conjunto entre el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, Caritas Argentina, Techo y la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (Ctep), entre otras organizaciones, y la Agencia de Administración de Bienes del Estado (Aabe), organismo que será el encargado de llevar adelante el proceso de identificación de los inmuebles a expropiar y la regularización dominial de las viviendas que serán alcanzadas por el proyecto legislativo.

“A partir de este proyecto, los habitantes de los barrios censados podrán obtener su título de propiedad correspondiente para poder declarar su domicilio y solicitar de esa manera su acceso a los servicios básicos”, explicó Angelini, quien cuenta con reconocida experiencia en políticas de urbanización en villas y asentamientos irregulares, ya que durante el primer mandato de Macri como jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires estuvo a cargo de la Unidad de Gestión e Intervención Social.

Fuente: LaCapital